martes, 16 de julio de 2013

La traición es la energía geomántica del colectivo valencianao por la denominación fundacional que hizo el Obispo Diez Madroñero (Diego Antonio Díez Madroñero nace en Talarrubias (Badajoz) el 26 de abril de 1714 y muere en Valencia (Venezuela) el 3 de febrero de 1769. A la par que se forma, cursa la carrera eclesiástica en la diócesis de Badajoz y obtiene en la Universidad de Toledo el grado de bachiller en derecho canónigo, y una vez culminados sus estudios, ejerce destacados cargos en la archidiócesis toledana, siendo vicario general de Madrid-Alcalá; y previa presentación de Fernando VI, el 24 de mayo de 1756, Benedicto XIV lo nombra obispo de Caracas y recibe la ordenación episcopal en Madrid el 26 de septiembre del mismo año) al colocarle nombre a las calles de las ciudades capitales fundóadas en el territorio de la Provincia de Venezuela, tocándole al Camino Real valenciano (hoy irónicamente llamada Calle Colombia) el nombre de "La Traición de Judas", marcando una energía que ha sido calificativa de los valencianos. En este caso Enzo Scarano es el representante de la Valencia de Hoy, un producto del proceso migratorio que tuvo Valencia al ser Ciudad Industrial de Venezuela, tierra de promisión para los extranjeros que emigraron ya sea por la Segunda Guerra Mundial y llegaron al Trompillo (Municipio Carlos Arvelo) o el hambre que acosaba a sus distintos países. Asi como para los arawacos originales, el territorio que hoy ocupa Carabobo fue "cruce de caminos", Carabobo sigue siendo éso y un crisol de razas, por éso un valenciano ahora es una mezcla como lo representa Scarano, que se opone a una valencianidad que no debe rechazarlo, pues el presente de Carabobo es un tipo de hombre o mujer como él, y la valencianidad no debe ser lo destructora y cizañera que ya con Henrique Salas Römer, padre, ha sido, olvidándose el Dr. Salas que es hijo de un contrabandista de Curazao, que como muchos entró por Puerto Cabello y asentó sus raíces en dicho puerto carabobeño y una alemana de San Esteban, si de sangre "noble valenciana" quiere hablar tiene que voltear sus ojos y admitir humildemente que es Doña Rayza Feo La Cruz, su esposa y su hijo Henrique Fernando, los representantes de lo que él se ha apropiado en clara manifestación de soberbia, que es lo que hunde a Valencia y le quita su papel de capital energética pues se torna antipática para el colectivo venezolano.Esa valencianidad hoy está representada por Edgardo parra, el actual Alcalde de Valencia, Ingeniero de la Universidad de Carabobo, alumno fiel de Jorge Giordani que venía especialmente a Valencia a preparar a los jóvenes troszkystas que se reunían en el apartamento en Los Sauces de Parra, por lo que nuestro Alcalde actual comparte ideas comunistas que Giordani trae a sus encuentros ideologizantes. Gustavo Márquez, Edmée Betancourt, la Dra. Portocarrero, Laura Antillano, Reynaldo Pérez So y tantos profesores de la Universidad de Carabobo militaban encerrados en su claustro encapillados. Parra sin ningún mérito académico es ahora el formador de la mafiecita en Valencia que enfrenta a Enzo Scarano quien es además Alcalde electo del Municipio donde se producían las famosas naranjas de Valencia, símbolo de la ciudad. Por tanto a honrar a quienes destruyeron y aceptar la realidad de la Valencia actual, ciudad industrial y cruce de caminos de diferentes razas y culturas...

El Obispo Diego Antonio Diez Madroñero fue ombre de visión clerical, llevado de su indudable celo apostólico, es posible que en la Caracas del siglo XVIII, deseara imitar a Savonarola, y probablemente encontrara el terreno abonado para cambiar las costumbres de aquella ciudad, que según las apreciaciones del celoso obispo, había perdido la fe legada por sus antepasado y los estribos morales por el libertinaje de sus moradores.

En su manifiesta intransigencia, se empeñó en cambiar las costumbres libertinas de Caracas, reformando el concepto espiritual de quienes él consideraba disolutos moradores, aboliendo las costumbres de la época y enalteciendo la dignidad humana al amparo de la austeridad en la diversión, imponiendo obligatoriamente férrea disciplina religiosa y promoviendo la santa oración a todas las horas del día.

En su celo patriarcal, además de rebautizar las calles de Caracas y de ciudades como Valencia) con el nombre de algún santo, comenzó por levantar un censo general de Caracas, y en poco tiempo tenía censados a los habitantes de cada vivienda (hombres, mujeres, niños, servidumbre, esclavos...) con sus edades, estado, condición, profesión, nacionalidad…, sin dejar de reflejar las contribuciones periódicas que daban a la Iglesia, el hábito de rezar el santo rosario y las veces que confesaban y comulgaban semanalmente aquellos sumisos feligreses que cuidaba don Diego Antonio.Teniendo como secretario a su coterráneo José Antonio García Mohedano, aunque nunca había descuidado la beneficencia, durante los últimos años de su apostolado, se dedicó mayormente a cuidar del amparo de los desposeídos y de la moralidad de sus feligreses más señalados, ya que era público que algunos de ellos abusaban de las mujeres que tenían en sus haciendas.
Su intransigencia apostólica se puede apreciar en las opiniones del escritor y médico venezolano, Arístides Rojas, que citando a Díez Madroñero, nos lo presenta como... "reformador de costumbres e innovador religioso, monomaníaco pacífico, que supo transformar a Caracas, durante los doce años de su apostolado, en un convento en el cual solo faltó que los moradores de la capital vistieran todos el hábito talar".
Diez Madroñero pudo haber hecho una destacada labor en aquellos momentos de su apostolado cuando la iglesia y la política colonial necesitaban de manos firmes y mentes lúcidas. Cuando se produjo la expulsión de los jesuitas en 1767, quedó en un segundo plano al no criticar la pragmática real. Por otra parte, se abstuvo de intervenir en el enfrentamiento emancipador, lo que quizás hubiera contribuido a no fuera tan sangriento y tan traumático.
En una de sus visitas pastorales por la Provincia de Venezuela, moría en la Valencia venezolana el 3 de febrero de 1769


ENZO SCARANO, ALCALDE DE SAN DIEGO

"Si voy preso por defender la democracia, pues bienvenido sea"

"Creo en el Ministerio Público. Espero que los fiscales se apeguen a criterios jurídicos" "Creo que están preparando una futura inhabilitación ante unas elecciones a la Gobernación"

imageRotate
El alcalde relata las presiones políticas en contra de su familia luego del 14A
MARIANELA RODRÍGUEZ |  ESPECIAL PARA EL UNIVERSAL
lunes 15 de julio de 2013  07:44 AM
Valencia.- Después del las elecciones presidenciales Enzo Scarano, alcalde del municipio San Diego del estado Carabobo, recibió una "avalancha" de denuncias y acusaciones en su contra las cuales se extendieron hasta la empresa propiedad de su familia. El Ministerio Público lo citó en varias oportunidades y de casi todas salió bien librado, salvo la que correspondió al 11 de junio cuando fue imputado por presuntos actos de violencia de género (física y psicológica) ocurridos en un centro electoral de Naguanagua el 14 de abril.

El burgomaestre, coordinador de la MUD en esta entidad, considera que la finalidad de este nuevo procedimiento es inhabilitarlo políticamente y asegura que el Gobierno y el Psuv son los autores del forjamiento de expedientes en su contra.

A Scarano se le imputan delitos contemplados en la Ley Orgánica Sobre el Derecho de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, tras las denuncias presentadas ante la Fiscalía 31 con competencia en materia de defensa de la mujer a cargo de Magalys García por las ciudadanas Bertha C. Sifontes Biody, Raymar Astrid Cusati Biceño y Ediluz Molina de Rufus. 

-¿Qué ocurrió el 14A en el centro electoral de la Escuela Lisandro Lecuna?

-Fue una visita que yo hice a las 9 am a uno de los centros electorales del municipio Naguanagua, y ha quedado evidenciado con las pruebas que hemos presentado y el testimonio de 20 testigos que son electores de ese centro, quienes han manifestado que en ese lugar no ocurrió nada. Todo se encuentra en un video entregado por las televisoras del estado que grabaron desde el momento de mi ingreso al centro electoral y no hubo ningún altercado ni violencia de ningún tipo, fui recibido y acompañado por representantes del Plan República en todo el recorrido.

Si hubiese habido algún acto de violencia, maltrato o insulto, inmediatamente el Plan República hubiera actuado, lo que queda claro es que el Gobierno a través de estos entes (como el MP), lo que hace es perseguir a quienes no somos sus aliados. Yo le hago un llamado a la Fiscal para que cite a todos que votan en ese centro y a todos los miembros de mesas acreditados por el CNE, que los entreviste para que vean que a estas tres personas que manifiestan haber sido agredidas por mi se les va a caer el montaje.

-¿Qué dicen las personas que lo acusan?

-Las tres versiones que dan son diferentes. Una dice que empujé la puerta (para entrar al lugar donde estaban las mesas de votación); otra dice que me abrieron la puerta, la otra dice que las agresiones las recibieron adentro (del centro) y otra argumenta que le di con la puerta en la cabeza. Todas se contradicen.

Yo lo que creo es que se trata de una maniobra, una mentira montada el 15 de abril. Sin embargo, confío en que la fiscal va asumir el papel que le corresponde en el marco del derecho y debe desestimar este tipo de acusaciones en mi contra, que es una en más en una lista de 17 que me han formulado tanto en materia política como en materia ambiental.

-¿Quién cree que es el artífice de estas acusaciones?

-Esto fue orquestado desde la alcaldía de Valencia. Sabemos que fueron utilizados salones de la sede de esa alcaldía para recoger unas supuestas firmas en mi contra que fueron llevadas a Fiscalía, así que todo esto ha sido orquestado por el partido de gobierno. Casualidad, que todos los denunciantes son militantes activos del Psuv.

Primero fue un ataque contra la familia. Citaron a mis hermanas por hechos imputados en otras materias. Han cerrado las empresas de la familia, de las cuales ya yo no soy socio. Sin embargo, han atacado a cada una de mis hermanas y las empresas permanecen cerradas. Después empezaron a abrir expedientes ambientales dentro del municipio San Diego y ordenaron la paralización de varias obras en ejecución como, la construcción del terminal de pasajeros, la obra de ampliación de más de 380 mil metros cuadrados de la empresa Colgate-Palmolive; la construcción de la colectora (vialidad) que pasa por detrás del Centro Comercial Metrópolis; la construcción del parque botánico; la construcción de una atería vial que conectaría la variante Bárbula con el municipio San Diego, el puente sobre la colectora 13; la arteria vial 2 y la planta de transferencia de basura del municipio. Recogíamos la basura y no hallábamos cómo transferirla a los camiones para llevar la vertedero de La Guásima.

-¿En qué lapso se ejecutaron todas estas medidas?

-Todo esto ocurrió entre el 15 y 16 de abril de este año. Fue una arremetida por parte de la Guardia Nacional comandada por el jefe del Comando Regional Dos y el secretario de seguridad ciudadana de la gobernación de Carabobo (general Arquímedes Herrera Ruso). Él comando todas estas acciones, paralizó todas estas obras junto con las empresas de mi familia al mismo tiempo.

Pero como no pudieron hacer nada más por ese vía empezaron a forjar expedientes y comenzaron las citaciones del Ministerio Público por problemas ambientales, por guarimbas y lo último por unos supuestos hechos de violencia ocurridos en 14 de abril. La arremetida creo que se debe a avalancha de votos (el 14A) en contra del Gobierno y a favor de Capriles. Eso no le gustó al Gobierno que en poco tiempo, de diciembre a abril, la MUD en Carabobo logró un incremento de más de 180 mil votos.

En vista que se han ido develando las mentiras y las obras (que fueron paralizadas) se han venido ejecutando, entonces tratan nuevamente, dada la cercanía de las postulaciones a concejales, de embochinchar y ocuparme ahora imputándome con una nueva acción sobre violencia el 14 de abril.

-¿Cree que puedan inhabilitarlo políticamente?

-Si en 30 días no se desestima (la denuncia) el juicio continúa, y sabemos que un juicio lleva tiempo. Estoy claro que no están buscando la inhabilitación en estos momentos para la candidatura a alcalde de San Diego, pero si creo que están preparando el terreno para una futura inhabilitación a una candidatura mía a la gobernación del estado, porque saben que todos los número me favorecen para ser el gobernador de Carabobo y lógicamente están tratando de preparar el terreno para una inhabilitación. Dentro de estas causales que me están imputando, en la ley especial, una de las que aplica es la inhabilitación política y ellos se fueron justamente por esa parte.

Podría tener de ocho a doce meses de prisión, pero la sanción también implica la inhabilitación política. Es una Ley especial que hay justamente en esa imputación que me acaban de hacer. Sin embargo, yo creo que va a prevalecer la parte judicial y creo todavía en el Ministerio Público. Ellos deben entender que el país y los tiempos han cambiado y que los fiscales no pueden seguir recibiendo órdenes políticas sino órdenes judiciales y actuar en el marco de la ley. Yo espero que sea de esa forma.

-¿Y la MUD que le ha dicho?

-La Mesa de la Unidad está pendiente de la situación. Henrique Capriles me llamó y me dijo que con fe saldremos adelante, porque sabemos contra quién estamos luchando, pero no hay que desmayar y vamos a seguir dando la cara. Yo del país no me voy a ir, si me van a meter preso por defender los derechos democráticos, pues bienvenido sea, estaré preso. Lo que si te aseguro es que si voy preso le voy a resolver un problema a la ministra Varela porque voy a hacer que la cárcel sea productiva y humanitaria, porque en lo que esté allí adentro van a haber cambios. Por allí debe venir la cosa, en vista que no tienen gente capacitada para recuperar eso (las cárceles), entonces buscan a los más capacitados que estamos de este lado a ver si le podemos resolver el problema carcelario.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada