Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.

Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.
Casa de la Estrella, ubicada entre Av Soublette y Calle Colombia, antiguo Camino Real donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830, con el General José Antonio Páez como Presidente. Valencia: "ciudad ingrata que olvida lo bueno" para el Arzobispo Luis Eduardo Henríquez. Maldita, según la leyenda, por el Obispo mártir Salvador Montes de Oca y muchos sacerdotes asesinados por la espalda o por la chismografía cobarde, que es muy frecuente y característica en su sociedad.Para Boris Izaguirre "ciudad de nostalgia pueblerina". Jesús Soto la consideró una ciudad propicia a seguir "las modas del momento" y para Monseñor Gregorio Adam: "Si a Caracas le debemos la Independencia, a Valencia le debemos la República en 1830".A partir de los años 1950 es la "Ciudad Industrial de Venezuela", realidad que la convierte en un batiburrillo de razas y miserias de todos los países que ven en ella El Dorado tan buscado, imprimiéndole una sensación de "ciudad de paso para hacer dinero e irse", dejándola sin verdadero arraigo e identidad, salvo la que conserva la más rancia y famosa "valencianidad", que en los valencianos de antes, que yo conocí, era un encanto acogedor propio de atentos amigos...don del que carecen los recién llegados que quieren poseerlo y logran sólo una mala caricatura de la original. Para mi es la capital energética de Venezuela.

jueves, 2 de octubre de 2014

Antonio Paiva: Apreciados amigos ingenieros, arquitectos y afines: La amenaza del chavismo de tomar -casi militarmente- el Colegio de Ingenieros es real: presiones sobre quienes están empleados en el sector público y contratistas, millones de Bs. en autopullman, propaganda y logística, promesas desmedidas, un mercal en el estacionamiento para impedir que voten los demócratas. Más de 60 colegiados, todos de la administración pública y militantes del PSUV y comunistas, están dedicados exclusivamente a la propaganda, al chantaje y a la intimidación. Es necesario detenerlos y reivindicar el carácter profesional, democrático y apegado a la libertad del Colegio de Ingenieros. Por favor, vayan a votar, inviten a sus colegas, divulguen los llamados de la Plancha 7, organicen la logística para que el madurismo no pase. Pásale un mensaje a los ingenieros que conozcas. No se necesita estar solvente. Es hora de decir presente!

Colega,

El viernes 3 de Octubre se celebrarán las elecciones del Colegio de Ingenieros de Venezuela, la participación en este proceso de todos los Ingenieros, Arquitectos y profesionales afines es fundamental para preservar al CIV como un espacio plural y comprometido con el progreso del país.
Los factores de la Unidad Democrática  están participando en la PLANCHA 7 (siete).   No sólo hemos integrado a todos los partidos políticos sino a sectores independientes, incluyendo a una representación de la academia, de las distintas disciplinas profesionales y de todas las universidades del país, igualmente están participando todas las regiones y los distintos gremios empresariales.   La PLANCHA 7 del Movimiento Unidad Gremial 2014, es un ejemplo de inclusión y unidad, una expresión de la Venezuela ‎comprometida con un futuro mejor.  ¡Contamos con tu voto!
Información básica:
Fecha de la elección: VIERNES 03 de OCTUBRE
Solo necesitas cédula para votar y estar inscrito en el CIV.
NO ES NECESARIO ESTAR SOLVENTE.
EL PROCESO SERA MANUAL
Horario de votación: 8AM A 5PM

Puede consultar las listas de votación y sus datos para saber si está apto para votar, consultando la página del CIV:
 http://www.civ.net.veera
Por favor, no deje de contactarnos por esta vía, si requiere cualquier información adicional.
Atentamente,
 Movimiento de Unidad Gremial 2014  / PLANCHA 7

LEA las intenciones del régimen:

"Vamos a adaptar al Colegio de Ingenieros al Plan de la Patria"

Para Gandhi Vidal Cisneros la institución "debe ser menos clasista"

imageRotate
Vidal Cisneros ratificó que de ganar "trabajaré por el socialismo pero sin ser complaciente" EDSAU OLIVARES
EL UNIVERSAL
domingo 28 de septiembre de 2014  12:00 AM
El arquitecto egresado de la Universidad Central de Venezuela (UCV), Gandhi Vidal Cisneros, candidato por la plancha número 4, aspira posicionar el ideal revolucionario en el gremio de ingenieros para poder "darle una visión socialista, más humana y menos mercantilista".

Confiesa que cuando decidió competir por la presidencia del gremio lo primero que le vino a la mente fue "sacar a una cúpula que lleva 10 años en el CIV sin velar por los intereses de los agremiados".

Una de las propuestas del representante del Mobiar (Movimiento Bolivariano de profesiones de la ingeniería y arquitectura revolucionarios) tiene que ver con el socialismo y no es más que "articular el funcionamiento pleno del CIV al Plan de la Patria que desarrolló el expresidente Hugo Chávez. Si queremos avanzar en ese proyecto bolivariano es vital que la ingeniería y la arquitectura se adapten. Además es un mandato legal, no es un invento improvisado", dice.

-Por qué los agremiados deben votar por su opción?

-Porque con nosotros serán escuchados y atendidos integralmente. Somos una gestión más humana y social que capitalista. Lo primero que vamos a hacer es dar la instrucción profesional gratis. No podemos permitir que se sigan cobrando hasta 30 mil bolívares por un curso, que con el apoyo del Gobierno podría salir gratis. También vamos a eliminar el cobro de afiliación de los nuevos graduados, cómo le podemos cobrar a una persona que se acaba de graduar? Otra de las ofertas es que los cursos se den en las aldeas universitarias, descentralizar el poder del CIV hacia la comunidad bajo un convenio con el Ministerio de Educación. Debemos abrir las puertas para que el Colegio de Ingenieros se llene de pueblo.

-En sus palabras, pareciera que de ganar, el CIV, en vez de ser un gremio, pudiera convertirse en un ala profesional del Gobierno. ¿Es ese su plan?

-En nuestros recorridos hemos recibido muchas quejas de la actual dirigencia enquistada hace 10 años. La mayoría de los ingenieros y arquitectos están claros que para mantenernos a flote debemos trabajar con el Gobierno en alianzas productivas. Cuando hablo de seguir a pie de letra el Plan de la Patria de Hugo Chávez, esto no quiere decir que no seremos críticos de forma y fondo. Seguiremos siendo independientes, pero colaborando con el desarrollo nacional sin excepción y sin miedo.

-¿Qué le ofrece a la camada de ingenieros que al graduarse prefieren irse a probar suerte en el extranjero para que se queden aquí?

-Existe con una raíz muy profunda una percepción que la ingeniería está por el piso en Venezuela y, eso es una gran mentira. Ningún Gobierno ha hecho tantas obras como en la revolución bolivariana. Por citar un ejemplo tenemos planes para ubicar a 300 profesionales en la Misión Vivienda, también en la Faja Petrolífera del Orinoco se tiene chance. Debemos eliminar la percepción que los profesionales deben trabajar con aire acondicionado y en Caracas para ser exitosos y emprendedores. 

-¿Y dónde deja los puestos del sector privado?

-La relación privado-Gobierno es exitosa en muchas partes del mundo. Venezuela tiene convenios de trabajo con empresarios y autoridades de países socialistas y con otros que no lo son, lo que quiere decir que se tiene que trabajar con todos. Están los portugueses, los chinos y los cubanos, son varias formas de Gobierno y se trabaja sin distingo. El empresariado privado es igual de responsable en la construcción de un país, eso si, que respete las reglas de la república. 

-¿De ganar qué es lo primero que hará en el CIV?

-Poner a la ingeniería a la orden del Plan de la Patria y eliminar varios de los cobros que se le hacen a los afiliados.
LEA:
Colegio de Ingenieros de Marco Negrón


En un país de instituciones volátiles la existencia de un CIV con 153 años de historia constituye un activo invalorable: apenas dos universidades UCV y ULA exhiben una trayectoria más extensa. Pero es que, además, no se trata sólo de su capacidad de supervivencia: sin duda él ha constituido, con ellas, una de las puntas de lanza de los procesos de modernización de Venezuela.
Los últimos 15 años han sido testigos de la voracidad de un régimen que pretende absorber a toda la sociedad, triturándola y homologándola; ahora, en las elecciones del viernes 3/10, busca también engullir al CIV para convertirlo en una seccional del PSUV.
Lo han escrito con todas sus letras los candidatos de la Plancha 4 oficialista, quienes proponen (y lo subrayan) transformarlo en «asesor técnico del Estado» (del PSUV) «en el marco del Plan de la Patria», documento este descaradamente anticonstitucional que, en palabras de H. Silva Michelena, pretende convertir a la venezolana en una sociedad de súbditos. Que quiere que dentro de 5 años 7 de cada 10 venezolanos estemos sometidos al régimen comunal, versión tropical de los soviets bolcheviques o las comunas maoístas.
La trayectoria de ese sedicente socialismo en nuestro campo profesional es la de un generador de ruina: destructor de PDVSA y las empresas de Guayana, del Sistema Eléctrico Nacional y de la industria venezolana de la construcción, sustituyéndola por chinos, turcos, bierlorrusos o neo imperialistas brasileños.
Sin escrúpulos para asfixiar los programas universitarios de investigación o empujar a los jóvenes profesionales a dejar el país: con ese expediente tienen el cinismo de aspirar a representar a los ingenieros, arquitectos y profesionales afines de un país que, con mucho orgullo, mostraba una de las trayectorias más brillantes de la región.
Pero no se trata sólo de rechazar esta enésima embestida del Socialismo Caribe contra la sociedad abierta venezolana apelando incluso a mecanismos inaceptables. Se trata también de apoyar y defender una gestión que en estos años oscuros ha sabido mantener la dignidad y apertura ideológica de la institución; que en medio de mil dificultades adelanta proyectos como Pensar en Venezuela, reunión anual de profesionales de todos los rincones del país y corrientes de pensamiento para ir perfilando, desde los muchos campos en que se desempeñan sus afiliados, la imagen de la Venezuela posible.

O que, con el insustituible aporte de los centros regionales, formuló, entre otros, el diagnóstico del estado de la infraestructura vial del país, tarea que el Gobierno, con todos sus recursos, no ha podido o no se ha atrevido a hacer. El próximo viernes en el CIV también está en juego la Venezuela democrática y progresista.


"Reivindicamos al gremio a pesar de la sordera oficial"

Enzo Betancourt aspira a ser reelecto con el 80% de los votos el 3 de octubre

imageRotate
Betancourt invitó a sus críticos a auditar las cuentas del Colegio de Ingenieros EDSAU OLIVARES
EL UNIVERSAL
domingo 28 de septiembre de 2014  12:00 AM
Desde el mes de enero del año 2004, Enzo Betancourt, está al frente del Colegio de Ingenieros y Arquitectos de Venezuela (CIV). Asegura que la actual directiva no ha sido sustituida por razones ajenas a su voluntad y, no por estar "obsesionado con el poder", como lo han denunciado sus adversarios. 

Considera que bajo su figura se ha reivindicado a los profesionales de la ingeniería olvidados por el chavismo, "ya que por todas las vías intentamos aportar soluciones a los problemas estructurales que hay en toda Venezuela". La otra es "haber posicionado al CIV como el mejor gremio profesional del territorio nacional, con permanente actualización tecnológica, respeto al profesional, multiplicación de los beneficios y, repudiar la presencia excesiva de personal extranjero contratado por el Gobierno en detrimento de los profesionales nacionales desempleados".

"Aquí hay una gestión eficiente, seria, y sin política barata", dice. Aspira obtener el 80% de los votos el próximo viernes tres de octubre cuando el gremio elija a su líder para los 24 meses próximos.

-Luego de una extensa gestión de 10 años. Por qué votar otra vez por su persona?

- Tenemos que partir del hecho que si tengo 10 años en el cargo es por mi trabajo en pro de los ingenieros y por culpa de las dilaciones cuando se facultó al CNE a que organizara los comicios. Fui elegido para un lapso de 24 meses, pero cuando el Poder Electoral entró en esa fase se distorsionó todo. Haber rescatado el CIV, pagar todas las deudas históricas, mantener el tabulador de sueldos y honorarios, hacer 40 diagnósticos técnicos del país, tener presencia internacional y, cerrar en superávit administrativo, son solo algunas de las fortalezas de mi candidatura.

-Ya ha pasado una década con las mismas caras, no se necesita un cambio generacional en el CIV?

-Estoy convencido que los cambios generacionales en una sociedad se dan por la dinámica de sus dirigentes y de la misma comunidad que la integra. Mi plancha "Movimiento Unidad Gremial 2014" es muestra de ello porque nació hace 18 años con una manera de hacer las cosas y aquí seguimos. Estoy seguro que más adelante un colega más joven se atreverá a ofrecer otras cosas y, los afiliados están en libertad de elegirlo. En los centros de ingenieros nada es impuesto, los votos valen uno a uno y la mayoría asume. El 3 de octubre es un termómetro para saber si lo hemos hecho bien o no; o si se da ese espacio generacional. 

-Cuál considera ha su principal aporte al gremio de ingenieros y arquitectos?

-La mejor ha sido poder exaltar y resaltar con nuestro trabajo diario lo que el país necesita para mejorar las eternas fallas estructurales. Seguimos insistiendo a pesar de tener una sordera oficial que hace mucho daño a la calidad de vida de los ciudadanos. También se le ha dado autonomía e independencia absoluta al CIV, tan es así, que estos comicios cuestan dos millones de bolívares pagados con nuestros propios fondos, sin pedir prestado a nadie. Tenemos un gremio solvente al 100% en sus finanzas.

-¿De qué se lamenta o qué ha quedado por hacer?

-Sin duda alguna sentarnos a dialogar directamente con el Ejecutivo para que entienda de una vez por toda que ellos solos no pueden. Querer trabajar aislados de los gremios profesionales ha dejado resultados desalentadores conocidos por todos. Quiero dejar claro que la terquedad y el sectarismo político del Gobierno ha impedido que se instale una mesa de trabajo técnico, no es nuestra culpa si ellos no nos escuchan.

-Cuál es el sector de la ingeniería que se encuentra más golpeado?

-Todos están afectados por una crisis general maquillada por las autoridades. No se puede elegir una porque son muchas, aunque no es de ingeniería, la crisis de valores es la más fuerte necesidad que tenemos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada