Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.

Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.
Casa de la Estrella, ubicada entre Av Soublette y Calle Colombia, antiguo Camino Real donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830, con el General José Antonio Páez como Presidente. Valencia: "ciudad ingrata que olvida lo bueno" para el Arzobispo Luis Eduardo Henríquez. Maldita, según la leyenda, por el Obispo mártir Salvador Montes de Oca y muchos sacerdotes asesinados por la espalda o por la chismografía cobarde, que es muy frecuente y característica en su sociedad.Para Boris Izaguirre "ciudad de nostalgia pueblerina". Jesús Soto la consideró una ciudad propicia a seguir "las modas del momento" y para Monseñor Gregorio Adam: "Si a Caracas le debemos la Independencia, a Valencia le debemos la República en 1830".A partir de los años 1950 es la "Ciudad Industrial de Venezuela", realidad que la convierte en un batiburrillo de razas y miserias de todos los países que ven en ella El Dorado tan buscado, imprimiéndole una sensación de "ciudad de paso para hacer dinero e irse", dejándola sin verdadero arraigo e identidad, salvo la que conserva la más rancia y famosa "valencianidad", que en los valencianos de antes, que yo conocí, era un encanto acogedor propio de atentos amigos...don del que carecen los recién llegados que quieren poseerlo y logran sólo una mala caricatura de la original. Para mi es la capital energética de Venezuela.

domingo, 24 de agosto de 2014

El presidente del Colegio Nacional de Periodistas, Tinedo Guía, rechazó que haya posibilidad de sentarse a discutir el ante proyecto de ley de Comunicación Social porque, a su juicio, sería avalar el instrumento y en consecuencia, la derogación de la actual Ley de Ejercicio del Periodismo.

El Carabobeño 23 agosto 2014

Guía: Proyecto de Ley de Comunicación persigue acabar con el CNP

tiene que haber un reconocimiento académico. (Foto Archivo)
El presidente del Colegio Nacional de Periodistas, Tinedo Guía, rechazó que haya posibilidad de sentarse a discutir el ante proyecto de ley de Comunicación Social porque, a su juicio, sería avalar el instrumento y en consecuencia, la derogación de la actual Ley de Ejercicio del Periodismo.
"Discutir o revisar ese ante proyecto de ley es desconocer que esta ley existe (ley del ejercicio del periodismo), de manera que nosotros nos regimos por esta ley de ejercicio del periodismo y llamo a todos los colegas, estén inscritos o no, en el CNP; esta ley es la que nos rige", dijo.
Comentó, durante una entrevista ofrecida en el canal Globovisión, que la intención de crear un Colegio de Comunicadores Sociales forma parte del proceso para la derogación de la Ley de Ejercicio del Periodismo.
"Vivir del periodismo como una profesión requiere de una formación académica. Es decir, vamos hacia la sociedad del conocimiento, no hacia el oscurantismo y la sociedad de la ignorancia. Por lo tanto, tiene que haber un reconocimiento académico donde cinco años de estudios permitan que, quienes quieran ejercer la carrera de Comunicación Social, rindan exámenes y sean reconocidos en un acto público de una academia universitaria para que reciban el título de Comunicador Social", explicó el representante gremial.
Guía expresó que la actual Ley de ejercicio del periodismo protege al comunicador al agremiarse "porque esta ley tiene más deberes que derechos" al someter a los agremiados al código de ética del periodismo.
"El artículo 2 exige que te inscribas en el colegio de periodistas para ejercer la carrera porque hay una ley que así lo manda que fue aprobada en el año 94 y ratificada en 2004", argumentó. (RE)

Notitarde 22/08/2014 
Habla la Conciencia

Treinta y ocho años


Luis Garrido

La  libertad de expresión lleva a  un combate constante que no se doblega frente a la mordaza canallesca. Notitarde, lejos de amilanarse, se convirtió en una necesidad   imprescindible y vital;   en  una antorcha que contribuye a alumbrar caminos de esa lucha que no tendrá descanso mientras los vientos del autoritarismo  nos sacudan  los cimientos de la patria.   Nos une a Notitarde una identificación muy estrecha,  porque el tiempo nos relaciona en cada uno de sus pasos; en sus páginas logramos desahogar las pasiones  frente  al  modelo de vergüenza que pisotea la dignidad y la decencia.          
     
Para quien ha asumido la tarea de ser parte activa en la construcción de una sociedad de progreso y desarrollo, las cuentas del tiempo les son exigentes.  Las imperfecciones de la democracia pasaron a ser deuda moral con los pueblos.  Es por eso  que  en medio de esa  anarquía sin precedente, donde se retrata y se depositan las quejas del desajuste imperante, Notitarde  se  ha adjudicado el rol que le ha correspondido en el sostén de la democracia.  Ha sido respetuoso en la pluralidad de las ideas, pero también vocero y arma de lucha de los desposeídos.  En su conducta de apego a los valores humanos  predica ejemplos de armonía con la concepción de Venezuela como una gran patria, con estructuras económicas y sociales en función del beneficio  de las mayorías.          

Voltear la cara hacia el pasado  es rememorar hechos   -a veces nostálgicos-  retratados en nuestra memoria.  Escribir en Notitarde fue un comienzo feliz, una dicha que no la  compensa ningún precio; porque no se trataba tan solo de escribir por ocurrencia, sino de formar parte de una familia que al paso de esta faceta hermosa y cargada de evocaciones  ha crecido y soldado el compromiso de hacer un periódico cada día mejor para orgullo propio y agrado  de los carabobeños.      

     
Más que palabras escritas,  son muestras de gratitud por lo que ha significado cabalgar sobre sus páginas haciendo posible que la columna "Habla la Conciencia" ocupe el modesto espacio que sábado a sábado y a lo largo de tantos años, nos haya permitido llegar a muchos hogares, transmitiendo nuestro optimismo en la confianza de que sí hay un porvenir reservado para el reencuentro de la unión familiar  y para recuperar la patria que nos pertenece por igual.

 luirgarr@hotmail.com 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada