Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.

Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.
Casa de la Estrella, ubicada entre Av Soublette y Calle Colombia, antiguo Camino Real donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830, con el General José Antonio Páez como Presidente. Valencia: "ciudad ingrata que olvida lo bueno" para el Arzobispo Luis Eduardo Henríquez. Maldita, según la leyenda, por el Obispo mártir Salvador Montes de Oca y muchos sacerdotes asesinados por la espalda o por la chismografía cobarde, que es muy frecuente y característica en su sociedad.Para Boris Izaguirre "ciudad de nostalgia pueblerina". Jesús Soto la consideró una ciudad propicia a seguir "las modas del momento" y para Monseñor Gregorio Adam: "Si a Caracas le debemos la Independencia, a Valencia le debemos la República en 1830".A partir de los años 1950 es la "Ciudad Industrial de Venezuela", realidad que la convierte en un batiburrillo de razas y miserias de todos los países que ven en ella El Dorado tan buscado, imprimiéndole una sensación de "ciudad de paso para hacer dinero e irse", dejándola sin verdadero arraigo e identidad, salvo la que conserva la más rancia y famosa "valencianidad", que en los valencianos de antes, que yo conocí, era un encanto acogedor propio de atentos amigos...don del que carecen los recién llegados que quieren poseerlo y logran sólo una mala caricatura de la original. Para mi es la capital energética de Venezuela.

martes, 14 de julio de 2015

Por considerarlo un golpe que "desnaturaliza el matrimonio y desestabiliza a la familia", la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) criticó la sentencia de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo que flexibilizó nuevamente el divorcio al permitirle a las parejas que deseen separarse no solo acogerse a los escenarios previstos en el Código Civil sino "a cualquier otra situación que impida la continuación de la vida en común".

Obispos acusan al TSJ de debilitar a la familia con su fallo del divorcio

La Comisión de Familia de la CEV critica la sentencia que la Sala Constitucional dictó en junio pasado y en la cual señaló que las normas del Código Civil para disolver los matrimonios no son las únicas a las que se pueden apelar.

JUAN FRANCISCO ALONSO |  EL UNIVERSAL
martes 14 de julio de 2015  12:57 PM
Caracas.- Por considerarlo un golpe que "desnaturaliza el matrimonio y desestabiliza a la familia", la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) criticó la sentencia de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo que flexibilizó nuevamente el divorcio al permitirle a las parejas que deseen separarse no solo acogerse a los escenarios previstos en el Código Civil sino "a cualquier otra situación que impida la continuación de la vida en común".

"Esta sentencia cambia la legislación civil vigente, creando un trámite simplificado de divorcio por mutuo consentimiento sin ninguna otra condición. Esto abre las puertas a un régimen de divorcio sin causales, debilitando así la estructura familiar", denunció la Comisión de Familia del Episcopado, la cual preside el obispo auxiliar de Caracas, monseñor Fernando Castro.

Tras reiterar que "la Iglesia anuncia, promueve, protege y defiende el matrimonio constituido por un varón y una mujer y la familia formada", los prelados recordaron que "el matrimonio es así la base natural de la familia" y "es patrimonio de todos y del cristianismo considerar a la familia como sagrada", pues ella "es lugar de respeto, armonía y paz; es promotora de ciudadanía, escuela de lealtad y compromiso, sólo allí se respeta plenamente la dignidad de los niños y adolescentes".

Los obispos, en el comunicado redactado en su 104 asamblea plenaria celebrada la semana pasada en Caracas, alertaron que tanto el matrimonio como la familia "en la actualidad están amenazados por grupos de presión sobre legisladores, empresarios, comunicadores, etc".

Por último, alertaron a los venezolanos "a trabajar y a comprometerse en difundir, explicar y mostrar la belleza de la familia y el matrimonio según el plan de Dios", pues "nos jugamos el futuro del hombre, de los niños y de los jóvenes y la solidez de la patria y de la Iglesia".

Entre 2014 y 2015 el TSJ ha dictado dos fallos flexibilizando el divorcio por mutuo consentimiento, para así hacerlo más ágil y sencillo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada