Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.

Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.
Casa de la Estrella, ubicada entre Av Soublette y Calle Colombia, antiguo Camino Real donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830, con el General José Antonio Páez como Presidente. Valencia: "ciudad ingrata que olvida lo bueno" para el Arzobispo Luis Eduardo Henríquez. Maldita, según la leyenda, por el Obispo mártir Salvador Montes de Oca y muchos sacerdotes asesinados por la espalda o por la chismografía cobarde, que es muy frecuente y característica en su sociedad.Para Boris Izaguirre "ciudad de nostalgia pueblerina". Jesús Soto la consideró una ciudad propicia a seguir "las modas del momento" y para Monseñor Gregorio Adam: "Si a Caracas le debemos la Independencia, a Valencia le debemos la República en 1830".A partir de los años 1950 es la "Ciudad Industrial de Venezuela", realidad que la convierte en un batiburrillo de razas y miserias de todos los países que ven en ella El Dorado tan buscado, imprimiéndole una sensación de "ciudad de paso para hacer dinero e irse", dejándola sin verdadero arraigo e identidad, salvo la que conserva la más rancia y famosa "valencianidad", que en los valencianos de antes, que yo conocí, era un encanto acogedor propio de atentos amigos...don del que carecen los recién llegados que quieren poseerlo y logran sólo una mala caricatura de la original. Para mi es la capital energética de Venezuela.

domingo, 14 de diciembre de 2014

La movida gastronómica en Valencia da sus frutos.

Gastronomía venezolana cuenta con 54 nuevos chefs titulados en Valencia, Estado Carabobo
Luisa Quintero.
El Carabobeño 13 de diciembre 2014 pág. Ciudad A-5


La asociación de chefs, cocineros y afines de Venezuela y el laboratorio Educacional Gastronómico realizaron el 4 de diciembre el primer acto de titulaciones en la profesión gastronómica en el Auditorio de El Carabobeño, donde se reconocieron a 54 personas provenientes de todo el país y se les entregó los títulos de Chef profesional o Instructor y Cocinero profesional.
María Elena Conde, chef titulada y oradora por los graduandos destacó que la cocina venezolana crece y se debe demostrar gran inventiva y creatividad  para realizar los platos de nuestra gastronomía, por lo que se debe practicar con esmero para llevar los platos del gentilicio a cualquier lugar del mundo donde se encuentre un chef.
La Asociación de chef, cocineros y afines nació en el 2005 como respuesta a la necesidad de crear un
espacio para brindar talleres y capacitación profesional a las personas interesadas en las artes culinarias, por lo que distintas organizaciones y cocinas-escuelas se unieron para enseñar sobre los secretos de la cocina, señaló Conde.
En el acto de grdauación también se reconoció de manera especial la labor de la Escuela y Cocina "Le Gourmet" del Estado falcón, el Centro Educativo Culinario del Estado Zulia, la Escuela "Mezclas y Sabores" del Centro de Extensión Culinaria de la Universidad "José Antonio Paéz" dirigido por el Master Chef Carlos Fernando Fierro y al chef Angelo Campioni.
Luego de la graduación los nuevos chefs junto a sus familiares degustaron de delicateses de una reconocida marca de embutidos en la terraza de "El Carabobeño"




El paisaje en la olla. En esta obra, Zoraida Barrios, mejor conocida como Mamazori, condensa su gustosa investigación de más de una década tras los sabores de Carabobo. En su entusiasmo y pesquisa la acompañó el investigador Rafael Cartay para dar con este trabajo, editado por Los Libros de El Nacional, donde comparte platos y tradiciones que ponen sobre la mesa la valía del patrimonio gastronómico carabobeño.

Es el primer libro que se logra publicar sobre la gastronomía carabobeña, aunque en esta edición "Mamazory" reconoce que faltan 150 páginas, esperamos sean publicados en próxima segunda edición.

SINOPSIS:
El paisaje en la olla es una serie de la colección Paladar de Libros EL Nacional dedicada a la difusión de la gastronomía regional. En esta serie se recogen estudios y recetarios de la cocina venezolana, realizados por cocineros e investigadores de nuestra historia gastronómica. Iniciamos esta serie precisamente con el título El paisaje en la olla, una obra de Zoraida Barrios, más conocida como Mamozory, y el investigador Rafael Cartay, quienes recorren la cocina y gastronomía de Carabobo para mostrarnos la historia de los pueblos y los sabores de la región central. Encontraremos en estas páginas el pan de Butaque, los quesitos valencianos, un mero o pargo preñao de Borburata; los tequeños de jojoto, y bebidas inolvidables como las chichas, el rúcano y el zamurito; el potaje de Aguirre o la sopa de quimbombó de puerto cabello; las polentas, la panelista de san Joaquín, o el exótico tutu de San Millán. En este libro tendremos a la mano las recetas de la memoria gustativa carabobeña.


Tomado de: KanoboSur



Artes culinarias de América Latina


En el marco del 1er Festival de Artesanos Gastronómicos de Carabobo, del que pueden saber un poco más en este artículo,  tuvimos la oportunidad de entrevistar a Zoraida Barrios, directora de Laurus, Instituto de Estudios Culinarios y conocida en las redes sociales como Mamazory, por su grandioso trabajo promoviendo la investigación y el reconocimiento de la gastronomía carabobeña. Sobra decir que fue una delicia conversar con Mamazory, pues cualquiera que la conozca sabe que se trata de una persona jovial y muy abierta al contacto y la comunicación, lo mismo que una gran apasionada de la cocina, por lo cual nos hemos sentido en total confianza, cual si de una conversación de sobremesa se tratara. Aquí les dejamos la entrevista, donde nos cuenta más sobre su trabajo y trayectoria en la región.
BC2: ¿Cómo surge la iniciativa de crear el 1er Festival de Artesanos Gastronómicos de Carabobo? Mamazory: Esta es una iniciativa que comienza a partir de una investigación de hace 18 años sobre la culinaria carabobeña y se suma a esto un señor que se llama Rafael Cartay, quien es escritor. Comenzamos no solo con la culinaria sino con la parte gastronómica, haciendo investigaciones en los 14 municipios de Carabobo hasta lograr lo que tenemos hoy: un libro, que pronto va a salir.

BC2: ¿Estamos hablando del libro Al Rescate de la Gastronomía CarabobeñaMamazory: Sí. Suena duro, pero en realidad fue un rescate, porque había platos muy ocultos por ahí. Otros que los tenían las familias. Sabes que el carabobeño cuida mucho lo suyo. Pero logré que mucha gente aquí me diera sus recetas. Y lo importante no es que nos dieran las recetas; es que se comprobara que las recetas tenían historias. Un plato que no tenga historia no es intrínseco de una región. Es como la polenta de Montalbán, es una polenta que ha caminado, que ha estado por mucho tiempo, pero las nuevas generaciones no la conocen. Es esa vorágine que nos tiene a todos por ahí.

BC2: ¿Y es esa búsqueda de que se conozca todo esto lo que dio lugar a este evento? Mamazory: En esta búsqueda comenzamos a hacer una cosa que se llama Los Recorridos Gastronómicos de Carabobo. Todos los platos que conseguíamos en cada uno de los municipios los replicábamos. Como son muchas parroquias, elegimos una y en esa parroquia replicamos los platos de ese municipio. Así llegamos al 4to Recorrido Gastronómico, que va a ser en la población de Belén, en el municipio Carlos Arvelo, el próximo sábado, el 24 de agosto.

Pero, también en esa búsqueda hay dos temas, que son: los artesanos culinarios y los productores. Para afianzar más este proyecto los necesitamos a los dos. Es así como comenzamos con este festival, que es sin fines de lucro. Los artesanos están aquí gratuitamente. Claro que ellos venden su producto porque viven de eso, pero nosotros no nos beneficiamos porque aquí no hay cobro de entrada ni cobro de stand. Esto se ha hecho solo por una serie de empresarios privados, junto al Gobierno de Carabobo y la Alcaldía, que nos ayudaron.
Y les digo que la aceptación ha sido buena. Una persona que ha estado contando aquí, ha registrado la visita de aproximadamente 420 personas hoy.

BC2: Dentro de sus expectativas, ¿esto es lo que ustedes esperaban? Mamazory: Sí. Pero esperábamos más artesanos, por el hecho de ser un espacio gratis para promocionar los productos, que además son los productos de Carabobo. Pero hemos tenido una buenísima noticia, y es que hay gente que ha venido y me ha dicho: “Mamazory, yo estoy haciendo esto y quisiera presentarlo aquí”. Y lo que yo les he contestado es “Véngase”. Por eso es factible que mañana vengan más artesanos.

BC2: ¿Qué impacto quieren obtener ustedes con este tipo de eventos y encuentros? Mamazory: La conciencia. Concientizar a todos ustedes de que esto es de Carabobo, que existen estos productos. Que para empezar a hacer una marca de país, tenemos que empezar por una marca de región. Que tenemos que comprar los productos de aquí. Que si tú compras algo cerca de ti, te garantizo que va a estar en mejores condiciones que algo traído desde otro lugar. Y tienes a toda esa gente trabajando con productos de Carabobo, y para Carabobo.

BC2: Y cuando han hecho los recorridos gastronómicos, ¿allí también han recibido un apoyo similar? Mamazory: Los recorridos gastronómicos son geniales. Deberían ir. Estos recorridos muestran una experiencia completamente diferente de lo que es la culinaria de los pueblos. Allí preparamos los platos gratis, y los colaboradores también trabajan sin recibir dinero. Hay unas personas que vienen de Caracas y me ayudan mucho, sin fines de lucro. Hablo del chef Chucho Rojas y el profesor Víctor Moreno, que son unas personas que tienen el corazón gigante y que aman la gastronomía así como yo la amo. Osea que sí hemos tenido apoyo. Por ejemplo, en el recorrido que hicimos en la Plaza Bolívar de Valencia, llovió, llovió, llovió y llovió, mas sin embargo, la gente no se iba.

BC2: Y además del libro que está escribiendo con Rafael Cartay, ¿qué otro tipo de registro llevan de su trabajo de investigación? Mamazory: Por el momento tenemos un registro de las diferentes preparaciones de la región. Tenemos un recetario, que fue sacado por primera vez por la gobernación, pero que ya yo se lo doné a KanoboSur. Ese recetario va a salir por toda Latinoamérica. Y las recetas de este recetario tienen su connotación histórica. Se explica de dónde vienen estas recetas, por qué están ahí, cuál es el recorrido que han hecho. Es lo que les decía al principio: si tú tienes una receta que no se replica, que no se ve en ningún lado, que nadie la hace y que no te cuenta una historia, eso es mentira. No existe.

BC2: Y en este camino de intentar rescatar la gastronomía de Carabobo, ¿se ha encontrado con más personas interesadas en este rescate, sea de acá o de otras regiones? Mamazory: No. Yo te voy a ser sincera. Son muy pocos. Mucha gente habla del rescate, porque está de moda la gastronomía venezolana. Pero entonces llegas a su restaurante y no encuentras ningún plato venezolano.

BC2: Y en el Instituto Laurus, ¿ustedes manejan una línea de investigación continua relacionada a esta exploración? Mamazory: Siempre. De hecho no tenemos muchos estudiantes por eso. Porque cuando los estudiantes ven que es cocina carabobeña, lo primero que dicen es que quieren cocinar otros platos. Pero eso va a ir cambiando. Tomará tiempo, pero va a cambiar. La cuestión es que ahorita el tema de la cocina venezolana es como una moda y hay que sacarle la parte buena a eso. Pero sí hay cocineros interesados. Pocos, pero hay.

BC2: Y para finalizar, ¿qué recomendaciones le darías a los chefs o cocineros aficionados que están interesados en saber más sobre la gastronomía de nuestra región? Mamazory: Bueno, cuando quieran, el Instituto Laurus tiene una biblioteca muy grande. Creo que el CEGA de Caracas, y el Laurus, son los únicos que tienen bibliotecas así. Porque yo tengo la biblioteca del doctor Rafael Cartay y la mía. Lo único es que no pueden sacar libros de allí. Pero pueden pasar todo el tiempo que quieran trabajando e investigando. También está la Biblioteca Manuel Feo la Cruz. Allí hay muchos buenos textos. Solo que allí hay que saber buscar. Pero bueno, nos quemamos las pestañas y buscamos. Mientras uno busque, siempre va a encontrar.


1 comentario: