Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.

Casa de la Estrella. Donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830.
Casa de la Estrella, ubicada entre Av Soublette y Calle Colombia, antiguo Camino Real donde nació la República libre y soberana de Venezuela en 1830, con el General José Antonio Páez como Presidente. Valencia: "ciudad ingrata que olvida lo bueno" para el Arzobispo Luis Eduardo Henríquez. Maldita, según la leyenda, por el Obispo mártir Salvador Montes de Oca y muchos sacerdotes asesinados por la espalda o por la chismografía cobarde, que es muy frecuente y característica en su sociedad.Para Boris Izaguirre "ciudad de nostalgia pueblerina". Jesús Soto la consideró una ciudad propicia a seguir "las modas del momento" y para Monseñor Gregorio Adam: "Si a Caracas le debemos la Independencia, a Valencia le debemos la República en 1830".A partir de los años 1950 es la "Ciudad Industrial de Venezuela", realidad que la convierte en un batiburrillo de razas y miserias de todos los países que ven en ella El Dorado tan buscado, imprimiéndole una sensación de "ciudad de paso para hacer dinero e irse", dejándola sin verdadero arraigo e identidad, salvo la que conserva la más rancia y famosa "valencianidad", que en los valencianos de antes, que yo conocí, era un encanto acogedor propio de atentos amigos...don del que carecen los recién llegados que quieren poseerlo y logran sólo una mala caricatura de la original. Para mi es la capital energética de Venezuela.

jueves, 14 de enero de 2016

Arístides Calvani, canciller de la paz

Arístides Calvani Silva (Puerto España, 19 de enero de 1918 - Altos de Petén, 
Guatemala, 18 de enero de 1986 y su esposa Doña Adela también fallecida en el 
trágico accidente aéreo) 

El querido discípulo de Don Arístides Calvani: Roy Chardenton

Arístides Calvani

JESÚS E. MAZZEI ALFONZO |  EL UNIVERSAL
jueves 14 de enero de 2016  12:00 AM
El próximo lunes 18 de enero, se cumplen 30 años del fin del ciclo y parábola vital, en un accidente de aviación en el norte de Guatemala, de Arístides Calvani, su mujer Adela Abbo Fontana y sus hijas Graciela y María Elena. Quienes tuvimos el privilegio y el honor de conocer y tratar a uno de nuestros más brillantes cancilleres del siglo XX, podemos testimoniar hoy, al llegar este día tan triste, que Calvani fue un ciudadano ejemplar. Personalmente, lo conocí, desde muy joven, amigo de mi familia materna en la Urb. San Bernardino; fue un hombre sencillo, trabajador, solidario y recio en sus convicciones ético-políticas, hombre de fe y congruente con ella, tanto en la palabra como en la acción.
En ese mismo sentido, Calvani para las nuevas generaciones es algo lejano en el tiempo, tuvo una gran formación que se inicia en mi recordado Colegio San Ignacio de Loyola en Caracas, culmina sus estudios de Derecho en la UCV, de donde será por muchos años profesor en la Facultad de Derecho de la UCV y la Universidad Católica Andrés Bello en las cátedras de Introducción al Derecho y  Filosofía del Derecho. Funda la Escuela de Ciencias Sociales de la UCAB, además fundador del Ifedec, del cual será su presidente-director desde 1962 hasta 1969. El 10 de julio de 1962 fundó, en efecto, el Instituto Internacional de Formación Demócrata Cristiana (Ifedec), que desde 1986 lleva su nombre. Participó en la creación de la Central Latinoamericana de Trabajadores. Fue secretario general de la Organización Demócrata Cristiana de América.

Brillante canciller del gobierno de Rafael Caldera desde 1969-1974. Fue además diputado y senador del antiguo Congreso Nacional en diferentes períodos. Docente brillante en institutos militares como la Escuela Superior de la Marina, Aviación y en las Fuerzas Armadas de Cooperación y en el Iaeden (Instituto de Altos Estudios de la Defensa Nacional).

Calvani fue un excelso intelectual, agudo, denso y con convicciones fuertes y congruentes, dejo una obra escrita en filosofía, relaciones internacionales, participación popular, socialcristianismo, comercio exterior, entre otros temas. Atesoro en mi biblioteca, por ejemplo, el texto Apuntes para la Formación Política donde hay varios escritos de él sobre: Valores fundamentales de la Democracia Cristiana, El Estado y la Internacionalización, Sujeto de la formación: El Hombre, Naturaleza y fines de las sociedades intermedias, El Socialcristianismo renovado, Organización Social y participación, Introducción al marxismo, El marxismo-leninismo, El concepto marxista de la revolución, La guerra revolucionaria y el problema de la violencia, entre otros. Publicó, también en la Revista SIC del Centro Gumilla, varios artículos. En la Universidad Simón Bolívar participó en el Seminario sobre Seguridad y Defensa Nacional con una ponencia titulada La Seguridad, defensa, y valores de la persona, en marzo de 1980. Redactó un excelente ensayo para la colección de la Fundación Mendoza: Venezuela moderna, medio siglo de historia, 1926-1976, un trabajo sobre la Política Internacional de Venezuela en el último medio siglo, uno de sus ensayos más importantes.

En el Ministerio de Relaciones Exteriores, está a disposición de los politólogos e internacionalistas, el acervo documental de su gestión como ministro, que para los entendidos en la materia, es una de las más eficaces y brillantes en los anales de la diplomacia venezolana de cualquier época; están, por una parte, los Libros Amarillo del año 1969 hasta el año 1974, un libro que herede de mi padre intitulado "Una selección de su discursos" como canciller donde se encuentran piezas de análisis realmente interesantes como, por ejemplo, su discurso en el II Congreso de Exportadores del 20 de marzo de 1972 patrocinada por la AVEX, la Conferencia a nivel Ministerial del Grupo de los 77del 2 de septiembre de 1971, en la Tercera Conferencia de la UNCTAD el 18 de abril de 1972, Clausura de la Conferencia de Tlatelolco del 23 de febrero de 1973 en México, entre otros brillantes discursos y conferencias dictadas.

Por otra parte, están también, recogidos en dos extraordinarios volúmenes de gran valor documental como son: Venezuela en las Naciones Unidas 1945-1985, donde están registrados las intervenciones de Arístides Calvani en las Sesiones de Naciones Unidas de aquellos años, donde se puede plasmar su visión sobre los asuntos mundiales del momento y su gran formación intelectual. En ese mismo aspecto está también registrado en el texto Venezuela en el Consejo de Seguridad una intervención del doctor Calvani, el 16 de marzo de 1973, relativa al examen de medidas para el mantenimiento y fortalecimiento de la paz y la seguridad internacionales en América Latina, en una sesión especial del Consejo de Seguridad que se celebró en la ciudad de Panamá en ese año, cuando se reunió por primera vez en este lado del continente este organismo de la ONU. Este fue el gran venezolano Arístides Calvani.

jesusmazzei@gmail.com 

Noticias Candela

VIERNES, 18 DE FEBRERO DE 2011

Lo que algunos recuerdan de Roy Chaderton

 Una fuente que pidió mantener su identidad en reserva, nos escribe lo siguiente: “Nunca me imaginé que mi antiguo compañero de partido Roy Chaderton Matos llegaría a ser diputado chavista para el Parlatino. Chaderton fue el alumno más aventajado de Arístides Calvani. Fue de los jóvenes más radicales y derechistas de COPEI.
Trabajamos juntos en la Embajada venezolana en Canadá hace más de 30 años atrás y luego lo visite en Gabón, Reino Unido y más recientemente en México. Hoy Roy es un chavista radical.
En la década de los años 80’s tuvo mucho que ver con la “Operación Centauro” y con personas que se encargaban de dotar de pasaportes venezolanos con identidades falsas y reales a agentes del gobierno de Venezuela y de gobiernos “amigos” para que actuaran en Centroamérica, combatiendo, reprimiendo, enfrentando y ejecutando a integrantes de movimientos políticos y armados de izquierda que surgían en esa área del continente.
Durante el gobierno de Luís Herrera Campins, Chaderton también mantuvo contacto con miembros de una gran operación continental antisubversión en la que participaron Remberto Uzcátegui, Arpad Bango, Joaquín Chafardet, Posada Carriles, Israel Waizer y Hermes Rojas Peralta. Gente cercana a Roy coordinaron la nómina de agentes de inteligencia y además participaron también en una operación donde resultaron asesinados dos curas jesuitas en El Salvador. Esa misma gente atacó y combatió a Cuba.”

2 comentarios: